Asfaltar un acceso directo de Lincoln a la RP 50

Desde que se completó la pavimentación del tramo entre Lincoln y Carlos Casares de la ruta provincial 50, los linqueños todavía no hemos logrado asfaltar un acceso que la vincule en forma directa con nuestra ciudad.

Se trata de una necesidad concreta de los habitantes de nuestro Partido que realizan ese trayecto con frecuencia para unir su pueblo con la ciudad cabecera. Sucede que cada vez que los caminos de tierra se encuentran en malas condiciones, optan por hacer el recorrido alternativo que ofrece el acceso Hipólito Yrigoyen. Esta opción evita el barro, pero implica más del doble de distancia para llegar al mismo punto.

Por ello consideramos prioritario asfaltar un acceso directo entre la ciudad de Lincoln y la RP 50, y proponemos que sea el de la prolongación de la Av. 9 de Julio. Esta variante requiere sólo 3 km de asfalto para completarse y permite ahorrar 6 km respecto de la actual pavimentada, por la rotonda.

Ciudades próximas, de similar escala y que también se ubican en las adyacencias de dos rutas, como Gral. Villegas, Pehuajó, 9 de Julio y Chacabuco, cuentan con más de dos accesos asfaltados desde hace tiempo.

Comentarios Facebook